Muchas lesiones entre los españoles

27.04.2012 01:05

  [foto de la noticia]

La lesión de Arturo Casado es la última mala noticia para el 1.500 español. Juan Carlos Higuero, Natalia Rodríguez y Nuria Fernández también padecieron otras dolencias que ponen contra las cuerdas el valor seguro del atletismo español.

Si hay una prueba en la que los españoles puedan aspirar a todo, esa es el 1.500. En chicos, el actual campeón de Europa de la especialidad, Arturo Casado, padece un edema óseo en el metatarso que le obliga a parar hasta mediados de mayo si no quiere que derive en una fractura. El madrileño no disputará, salvo milagro, el Europeo de Helsinki, que tendrá lugar entre el 27 de junio y el 1 de julio. Además, el mediofondista llegaría muy justo a los Juegos de Londres, que comenzarían, en su disciplina, el viernes 3 de agosto.

El ‘León’ de Aranda Juan Carlos Higuero también sufrió un duro revés en invierno. El arandino confiaba en batir el histórico récord de Cacho para convertirse en el español con más títulos nacionales de 1.500, pero una lesión en un gemelo ha truncado su preparación. Ahora, el ‘León’ busca recuperar su mejor estado de forma para acudir a Helsinki y, sobre todo, para tratar de pelear en los Juegos, como ya hizo en Pekín, donde terminó cuarto.

Fondo de armario masculino
El 1.500 masculino tiene un mayor fondo de armario que otras especialidades. Manolo Olmedo, cuarto clasificado en el pasado Mundial de Daegu, Diego Ruiz, Javier Abad, Álvaro Rodríguez y David Bustos también tendrán muchas cosas que decir de cara a las citas veraniegas. No es el caso de las chicas, donde la dependencia del trío Natalia Rodríguez, Nuria Fernández e Isabel Macías es absoluta.

La tarraconense, única medalla española en el último Mundial, atravesó un largo invierno con un esguince de tobillo agravado por una trombosis. Natalia intenta volver a su nivel, pero apenas ha podido competir en lo que va de año. Por su parte, Nuria Fernández va de menos a más tras su lesión de rodilla que le impidió rendir al máximo en el Mundial y en lo que llevamos de 2012. Las prestaciones de la actual campeona de Europa de 1.500 serán una incógnita hasta que se acerquen las fechas clave.

La mejor noticia en chicas es el excepcional momento de Isabel Macías. La aragonesa tiene ante sí el reto de refrendar sus sensaciones en los grandes campeonatos estivales. El Europeo y los Juegos volverán a examinar a los nuestros. De la primera cita se debería esperar un buen puñado de metales, de la segunda, la lucha por algún pódium y una docena de finalistas. Las cuentas de la lechera dependen más que nunca del 1.500.